Gil Comes recibe en sus instalaciones la visita de su distribuidor en Japón.

El distribuidor en Japón de Gil Comes, perteneciente al mayor grupo de minoristas de Japón, AEON, ha visitado la fábrica de Vinaròs y ha conocido en primera persona las instalaciones y el proceso de producción de sus productos. 

Tras una satisfactoria visita junto con la Directora de Calidad y el Director Comercial, han podido comprobar los altos estándares de calidad del proceso de producción que combina el sistema tradicional con las últimas tecnologías en seguridad alimentaria. 

El objetivo de los distribuidores japoneses es ofrecer a sus consumidores productos naturales con altos estándares de calidad y mantener relaciones con empresas líderes a nivel mundial. 

El reto de crecer en mercados tan exigentes como el japonés requiere de tenacidad, implicación y trabajo de todo el equipo que forma Gil Comes.